Menu

EL FELCO 2

FELCO 2, un icono desde 1948

En 1945, un joven visionario y autodidacta decide embarcarse en un proyecto de lo más ambicioso. A pesar de disponer de unos medios limitados, Félix Flisch adquiere una antigua fábrica de relojes situada en Les Geneveys-sur-Coffrane, un enclave en plena naturaleza ubicado a los pies de las montañas de Neuchâtel, y desarrolla una podadera fuera de lo común… ¡Nace FELCO!

En los dominios vitícolas circundantes, los viticultores trabajan con instrumentos pesados e incómodos hechos de acero. Félix Flisch les va a ofrecer una herramienta de alta precisión diseñada para los profesionales más exigentes.

Being close to customers

La revolución en movimiento

La idea revolucionaria se basa en el uso de aluminio para aligerar la herramienta, en el desarrollo de un sistema de ajuste muy preciso para el cabezal de corte y en la inclusión de un mango ergonómico. Tras una primera versión, que sirve como prueba de referencia, se presenta la FELCO 2 en 1948.

El nacimiento de un icono atemporal, cuyas ventas ascienden a más de 16 millones de ejemplares hasta la fecha.

La FELCO 2 no solo resulta revolucionaria por su peso y su precisión, sino por el hecho de que todos sus componentes son reemplazables, lo que permite sustituirlos con facilidad en caso de desgaste. Los mangos de aluminio, un material escaso tras la guerra, garantizan su solidez.

Una herramienta atemporal

Con el paso del tiempo, la demanda de FELCO 2 no deja de aumentar y los talleres de la empresa se amplían. FELCO, que se lanzó en 1945 con el apoyo de unos pocos colaboradores, cuenta hoy en día con más de 200 colaboradores, todos ellos partícipes de la perpetuación del mito de la FELCO 2.

Las primeras FELCO 2 datan de finales de los años 40, mientras que la herramienta actual, que toma de base la original, es de finales de los 50, seña de un producto de anticipación. No ha cambiado en cuanto a diseño, a la innovación de los materiales que la conforman ni al modo de producción. Una herramienta atemporal que acompaña cada día a cientos de miles de profesionales y aficionados de todo el mundo. Un compañero fiable y resistente que se transmite de generación en generación.

Precisamente en el momento en que otros deciden seguir las leyes de la sociedad de consumo, mofándose de las necesidades reales de los usuarios, nosotros surgimos como una categoría diferenciada

Felix Flisch, 1987

Un enfoque responsable de la empresa.

Hoy en día, los robots ultramodernos coexisten con las instalaciones tradicionales. Se necesitan cincuenta etapas para fabricar una FELCO 2, cuyo ensamblaje se realiza a mano con un doble control de calidad para cada podadera.

Una herramienta Swiss Made y ecorresponsable, dado que FELCO emplea energía renovable para su producción y recicla casi la totalidad de sus residuos. Este proceso, en total consonancia con el principio de intercambiabilidad de los componentes, demuestra que el afán por la vida útil y la durabilidad forma parte del ADN de la empresa desde sus inicios.

El éxito de la FELCO 2 no se basa únicamente en sus funcionalidades técnicas, sino que es el fruto del trabajo de los colaboradores que la producen y de la fidelidad inquebrantable de sus usuarios.

FELCO está en deuda con la confianza que se le ha depositado desde hace más de 70 años. Por ello, a lo largo del año se van a llevar a cabo una serie de iniciativas con fines científicos o sociales, en perfecta armonía con la filosofía de FELCO, a fin de compartir el magnífico legado de la FELCO 2.

#felco2

Los ingresos de la edición limitada del 70 aniversario de FELCO 2 respaldan estas iniciativas: